lunes, 30 de marzo de 2009

"Cantos cívicos" crea polémica en el MUAC

Treinta ratas vivas, animales disecados, fotografías tanto de soldados nazis como de políticos mexicanos y esvásticas combinadas con el signo de dólar son tan sólo algunos de los elementos que utiliza Miguel Ventura en “Cantos Cívicos”. La exposición temporal se presenta desde el 26 de noviembre de 2008 en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM. La exposición ha dado mucho de qué hablar, incluso antes de que se abriera al público, autoridades de la UNAM dudaron si la universidad, así como la ciudad de México, estaban listos para presenciar un montaje tan diferente.

Entre críticos de arte, escritores, periodistas y el público en general se han encontrado a los mayores detractores de la obra de Ventura. El escritor Enrique Krauze publicó el pasado 8 de febrero en Reforma: “La obra es tan pretenciosa y autorreferencial, tan complacida de su supuesta y delirante lucidez, que no alcanza a darse cuenta de los inmensos equívocos que propaga”. Por su parte, la investigadora y profesora de Ciencia Política, Soledad Loaeza se refiere a la obra como “una exhibición de insensibilidad e ignorancia que no debería tener lugar en un espacio universitario…”

Ante estos comentarios, el pasado 25 de marzo se llevó a cabo una mesa redonda en el MuAC en la que participaron el artista Miguel Ventura junto con curadores y críticos como Lourdes Morales y Cuauhtémoc Medina. Lourdes Morales afirma que: “parece ser, que el problema en esta obra es que se ha atrevido a romper no uno, sino varios pactos sobre los que está fundado el sistema de representación hegemónico”.

Sobre las opiniones de que el autor comete un grave error al no hacer referencia al holocausto, Morales opina: “el nazismo no se complementa con el Holocausto, no es una dupla simbiótica. Para un estudio crítico sobre el nazismo habría que mencionar mucho más que el Holocausto. De acuerdo con algunos, toda aproximación debería comprender un estudio del III Reich, del triunvirato de Moeller van der Bruck, es decir, lo que Miriam Jerade llamaba la pre-historia del nacional-socialismo”.

Asimismo, deja claro que la función del arte no es ser un ensayo académico. “Cuando se exige que la esvástica deba mencionar el Holocausto, es decir, cuando a un símbolo se le atribuye la carga moral de ser indisociable de un evento histórico, el símbolo es tomado como si fuese poseedor de un valor de verdad determinado”, afirma Morales.

Ante estas respuestas queda claro que “Cantos Cívicos” ha causado múltiples reacciones. De hecho, ante toda esta polémica se ha creado el blog “Cantos cívicos” (http://cantoscivicos.blogspot.com/) un espacio para dialogar sobre la exposición.

domingo, 22 de marzo de 2009

Una línea que nos guía por 40 años de arte

A través de objetos simples como juguetes, cuerdas, pequeñas figuras geométricas de madera y antigüedades, nos encontramos ante un montaje multidimensional que nos ayuda a enfrentarnos a los sentimientos más básicos del ser humano. Así es la obra de la artista argentina Liliana Porter (1941), la cual utiliza lo más simple para llevarnos a enfrentar los contrastes más complejos de la humanidad: vida y muerte, construcción y destrucción, capitalismo y comunismo, entre otros.

A pesar de haber estudiado durante tres años en México y de haber presentado su trabajo en Londres, Nueva York, Buenos Aires y Madrid, el trabajo de Liliana Porter es poco conocido en nuestro país. Es por esto que El Instituto Nacional de Bellas Artes y el Museo Tamayo Arte Contemporáneo, le dedican a Porter por primera vez en México, la exposición temporal Línea del tiempo.

El nombre de la exposición puede ser entendido desde varios sentidos, ya que por una parte nos lleva a conocer las obras más representativas de los 40 años de carrera de la artista argentina. Por otra parte, el nombre se puede entender por el mismo contenido de la exposición, en la cual se recurre constantemente a líneas que sirven como el hilo conductor de todas las obras presentadas.

La obra de Liliana Porter se presenta hasta el 3 de mayo del 2009. Es una visita sumamente recomendable porque de acuerdo con Tobias Ostrander, curador de arte contemporáneo del Museo Tamayo, el espectador entra de una manera ligera y accesible a conocer sentimientos muy humanos como el amor o la tristeza pero que a la vez son temas sumamente filosóficos.

Para leer la entrevista completa con Tobias Ostrander sobre la exposición Linea del tiempo se puede visitar la página web de la Revista Trecho.

lunes, 9 de marzo de 2009

Una visita al fantástico mundo de Varo

Mágico, extraño, surrealista y hasta un poco repetitivo, así es el mundo de Remedios Varo; un mundo al que podemos adentrarnos gracias al acervo del Museo de Arte Moderno de la Ciudad de México. La obra de la artista española es sin duda uno de los grandes atractivos del MAM, por lo tanto, permanentemente se busca renovar las exposiciones de Varo. “Remedios Varo: cinco llaves”, “Remedios varo; colección Isabel Gruen Varsoviano. En memoria” y “Arquitecturas del delirio” son tan sólo algunos de los montajes que ha realizado el MAM para que el público conozca distintas facetas sobre la prodigiosa pintora.

Por desgracia, el pasado 8 de marzo, se terminó la más reciente exposición de Varo, “Arquitecturas del delirio” por lo que los seguidores de la afamada pintora tendrán que esperar algunas semanas para conocer la nueva exposición.

Museo Tamayo: un espacio para la juventud

El museo Tamayo inaugurado el 29 de mayo de 1981 y reinagurado el 9 de septiembre de 1986, ya bajo la dirección Instituto Nacional de de Bellas Artes, ofrece un espacio de confrontación y crítica sobre el arte contemporáneo mundial. El museo esta diseñado para ofrecer experiencias diferentes según la edad de los visitantes.
Por ejemplo, para los niños está el espacio: Jugando con Tamayo, un “proyecto educativo y social… que incluye un autobús equipado con ocho módulos interactivos y cinco talleres exteriores”. El objetivo es que los niños conozcan de forma dinámica y divertida la vida y obra de este importante pintor mexicano. Para los adultos que por cuestiones de trabajo no pueden visitar el museo durante el día, se ofrecen las Noches de jazz y Turibus, que incluyen una visita guiada por el museo, un concierto de jazz y un recorrido por el centro histórico de la ciudad.
Los jóvenes también tienen un espacio exclusivo en el museo, de hecho muchas de las exposiciones están diseñadas para este público. De acuerdo con Beatriz Cortés, encargada de prensa y difusión del museo, los que más visitan el museo son los jóvenes. Para ellos está el Cyberlounge, un lugar donde “creadores internacionales realizan actos visualsónicos de interactividad autoral utilizando su obra como instrumento de performance…”
Por todo esto, el Museo Tamayo es un lugar perfecto para personas de todas las edades, además el visitante se llevará una grata experiencia al ver el excelente mantenimiento que tienen cada una de las salas del museo.

sábado, 7 de marzo de 2009

Se "moderniza" el Museo de Arte Moderno

A 45 años de su inauguración, el legendario Museo de Arte Moderno busca renovarse con el fin de ofrecer un mejor servicio a los visitantes. El concepto del museo fue concebido en los años 60 y representó un espacio innovador en el que la sociedad mexicana podía regocijarse de obras maestras de artistas no sólo mexicanos, sino de todo el mundo. Sin embargo, a través del tiempo el museo ha ido perdiendo parte de su esencia, pues a pesar de tener un acervo de cerca de 2500 piezas, muchas de éstas se encuentran catalogadas de forma incorrecta o ni siquiera cuentan con una ficha de identificación.
El descuido, así como la desorganización del museo, se nota desde que se ingresa al MAM. Cartulinas multicolores y una manta blanca con quejas de los empleados sobre la nueva administración ensobran la fachada del museo. La situación es peor en el jardín escultórico, el cual ha quedado prácticamente en el abandono: esculturas que reciben pocos cuidados y que no cuentan con fichas de identificación. Al preguntarle a una voluntaria del museo, ¿De quién es esta escultura?, contestó algo apenada “en realidad no lo sé, ni siquiera sabemos de qué material está hecha, pero estamos trabajando por mejorar esta situación. A corto plazo buscamos que el jardín escultórico sea un lugar donde los visitantes disfruten estar”.
Sin embargo, el descuido de los exteriores contrasta con la calidad de las obras, así como la de sus montajes. Cada una de las cinco salas del museo cuenta con grandes obras de arte. La colección del MAM se divide en el fondo de arte Mexicano, el fondo de cultura fija de Manuel Álvarez Bravo, el acervo de obras de Remedios Varo y un fondo que comprende obras plásticas mexicanas de la segunda mitad del siglo XX.
Se pretende que el museo sufra una transformación que le permita modernizarse a través de un mayor número montajes por año que permitan al espectador tener una visión diferente del museo cada vez que lo visite.

jueves, 5 de marzo de 2009

Experimenta en el MuAC

Ya sea a través de críticas o halagos, el Museo Universitario de Arte Contemporáneo ha comenzado a generar comentarios entre todos aquellos que se han adentrado en las cinco exposiciones del ciclo inaugural 2008-2009. El MuAC fue inaugurado en noviembre del 2008 y, con esta obra de 13 mil metros cuadrados de construcción y 250 millones de pesos de inversión, se completa el Centro Cultural Universitario de la UNAM.
Llegar un domingo en la mañana es sin duda una experiencia especial. Familias, grupos de amigos, algunas parejas y hasta uno que otro solitario entran en un mundo donde lo cotidiano se vuelve extraordinario y lo que parece imposible se vuelve real. Así es el MuAC, un lugar donde las luces de vigilancia no nos persiguen, sino se alejan de nosotros; donde se puede saber del mundo nazi a través de una rata; conocer a la sociedad actual a través de Las líneas de la mano; y donde con hierba seca y carrizo se crea el Corazón de América.
Una de las ventajas del MuAC es que el visitante es su propio guía. El orden de las salas es relativo porque se puede empezar por cualquier exposición; por lo tanto, cada visitante tiene una experiencia única y diferente.

video